CARTA ABIERTA DEL DIRECTOR DE LA DGT ANTE LA HUELGA DE EXAMINADORES.

01.10.2017 11:00

ASUNTO: CARTA ABIERTA DEL DIRECTOR GENERAL ANTE LA HUELGA DE EXAMINADORES

Para conocimiento de todos los empleados públicos de la Dirección General de Tráfico y especialmente para el colectivo convocado a esta huelga os quiero transmitir lo siguiente:

La Dirección General de Tráfico, con su Director General a la cabeza, ha venido

realizando múltiples reuniones, propuestas, informes y cuantas gestiones ha podido o se le han requerido por terceros, para poder conseguir un acuerdo satisfactorio para el colectivo examinador. Y todo ello antes, durante y después de esta convocatoria de huelga.

Y esto lo conocen todos los empleados públicos y los representantes sindicales ya que en junio de 2015 se firmó un acuerdo unánime con todos los sindicatos representados en la Mesa Delegada de RRHH del Organismo para tramitar ante la CECIR la propuesta de un incremento del Complemento Específico o de Destino de 11 colectivos que representaban a cerca de 1.900 empleados públicos, entre los que se encontraba el colectivo examinador.

Esta propuesta fue elevada a la CECIR por el Subsecretario del Ministerio del Interior en julio de 2015.

Por ello no se entendió por nadie que a los dos meses de hacer esta propuesta, con el verano de por medio y en el mes de septiembre de 2015 el colectivo examinador dirigido por su Asociación y algunos sindicatos (pero no la mayoría de los más representativos) convocaran una huelga para solicitar una propuesta que ya el Organismo DGT había tramitado. Una propuesta también que llegaba a menos de 1 mes de la convocatoria de elecciones generales que dejaba al Gobierno en funciones sin ninguna capacidad ejecutiva salvo las materias urgentes o de mero trámite. Esta situación se mantuvo hasta el mes de

noviembre de 2016, por lo que ni el Gobierno ni el Ministerio de Hacienda en funciones pudieron durante todo ese tiempo ni siquiera considerar la propuesta de 2015 de la DGT.

Hay que reiterar por enésima vez al colectivo examinador que la DGT como Organismo Público incluido en la Administración General del Estado solo tiene capacidad de propuesta en estos temas y en ningún caso tiene autonomía y por ello ni ha prometido ni prometerá incrementos de sueldo, complemento específico u otras retribuciones que no estén entre sus competencias conceder, aprobar o autorizar.

Una vez tomé posesión como Director General de Tráfico en noviembre de 2016, este ha sido uno de los asuntos a los que más esfuerzo, tiempo y desvelos he dedicado en los pocos meses en los que llevo en el cargo.

A pesar de estos esfuerzos el criterio de las autoridades económicas y de Función Pública es que la prioridad ahora es crear más empleo público y por ello los esfuerzos

presupuestarios tienen que dedicarse a incrementar los puestos de trabajo en las Áreas estratégicas que el Gobierno ha establecido: más profesores, más agentes tributarios, más policías, más guardias civiles y también más examinadores entre otros.

No obstante esa prioridad, se han aceptado mejoras profesionales que ya se han concretado en una Especialidad de Tráfico del Subgrupo C1, de inminente convocatoria, que supondrá una mejora económica y administrativa para unos 430 examinadores del subgrupo C2, en el incremento de efectivos de acceso libre y de otros sectores de la Administración, y estamos dispuestos a negociar y tratar cualquier otra mejora en la gestión de la actividad que sea competencia de la DGT.

Este talante negociador del equipo directivo de la DGT se ha puesto de manifiesto en la reunión con un pequeño grupo del Comité de Huelga que se llevó a cabo el lunes 18 de septiembre de forma discreta, para evitar especulaciones y sobre la cual quiero destacar que no coincide con la versión que algunos miembros de este Comité de Huelga y el Presidente de Asextra han difundido en sus redes.

1-La DGT, no ha propuesto al Comité de Huelga una visita conjunta a Función Pública para tratar este tema, esa fue una petición unilateral de los miembros del Comité de Huelga.

2-No tiene ninguna relación con este tema y se falta a la verdad vincular la compra de aviones, drones o inmuebles por parte de la DGT a la subida del CE exigido por los examinadores, ya que cuando se aprueba un presupuesto para un programa de seguridad vial (que según la normativa vigente se financia con los ingresos por sanciones) que incluye la compra de cualquier aparato de vigilancia o similar, ni la DGT ni ningún otro Organismo o Ministerio puede elegir cambiar esa adquisición por la subida de sueldo de un colectivo, ya que como se ha reiterado múltiples veces el incremento económico solicitado por los examinadores debe ser autorizado específicamente por las autoridades correspondientes y no podría utilizarse ningún otro presupuesto, aunque quedara remanente.

3-La DGT también está dispuesta a estudiar cuantas mejoras profesionales se puedan proponer para mejorar la actividad y el desempeño del puesto de examinador, incluyendo un menor número de pruebas prácticas concretas en determinadas Jefaturas de Tráfico donde ello sea posible, la creación de un nuevo protocolo de calidad con la participación del colectivo y cuantas medidas estén en el ámbito de actuación del Organismo.

4- También se habló de que, una vez desconvocada la huelga, y con el fin de poder recuperar parte de las pruebas prácticas perdidas durante la huelga, estaría abierta la posibilidad de que se pudiese mejorar el importe unitario de la hora extraordinaria hasta una cuantía cercana a los 20€. Todo ello como respuesta a la propuesta del Comité de utilizar la productividad como compensación a la no subida del CE. La DGT dejó muy claro que los fondos de productividad y sus importes actuales están ajustados al colectivo destinado ahora en el Organismo y al probable incremento de examinadores que se puede producir durante 2018. Un incremento de los importes de cualquier colectivo numeroso haría peligrar la viabilidad del sistema para el año que viene y sucesivos y podría suponer tener que rebajar los actuales importes a los demás colectivos.

Por todo ello se apela a la responsabilidad de los examinadores y de su Asociación para que desconvoquen de forma inmediata una huelga que solo ha traído perjuicios a los ciudadanos, a las Autoescuelas y los propios examinadores, en la seguridad de que desde la DGT se seguirán llevando a cabo todas las mejoras posibles para este colectivo y para los demás empleados públicos del Organismo, ya que hay que recordar que la propuesta de 2015 incluía a los otros 10 colectivos del Organismo tan dignos de atención y mejora como el

colectivo en huelga. Y esto porque, una vez realizado el esfuerzo de convocar y gestionar la promoción interna para que los 430 examinadores que actualmente pertenecen al subgrupo C2 puedan pasar a pertenecer al subgrupo C1, las demás convocatorias se llevarán a cabo de tal forma que puedan suponer las mismas mejoras para esos otros colectivos y empleados públicos del Organismo que tienen las mismas expectativas de mejorar sus condiciones laborales y profesionales y defienden sus intereses sin conflictos, por lo que les agradezco públicamente su paciencia, comprensión y compromiso con el servicio público.

El Director General de Tráfico

Gregorio Serrano López                                                                                                    20/09/2017